Desmontando mitos sobre el vapeo

Hay un mito de que el vapeo no es perjudicial para la salud. Al ser un hábito reciente, los sanitarios no podíamos sacar conclusiones sobre sus consecuencias hasta hace poco. Ya hay numerosos estudios que demuestran lo dañino que es el vapeo para la salud.

Y en los estudios ya se ha demostrado que incluso aquellos dispositivos libres de nicotina son también perjudiciales para la salud.

Así que es importante ir conociendo estos datos para ir concienciando a la población de los peligros de este nuevo hábito, que cada vez tiene más adeptos.

Es importante saber que

  1. El vapeo está asociado a un aumento de enfermedades pulmonares y cardiacas
  2. En la cavidad oral se incrementa el riesgo de sufrir:
    1. Enfermedad periodontal: al igual con el tabaco, el riesgo de sufrir periodontitis se ve aumentado
    2. Caries: Es la enfermedad más común de la boca y está se incrementa con el uso del vapeo
    3. Boca seca: Disminuye la secreción de saliva y este hecho hace que además aumente la probabilidad de padecer caries y enfermedades periodontales. Ya que la saliva es un protector bucal

Así que nuestras recomendaciones son:

  1. Dejar el vapeo
  2. Si esto no es posible, al menos disminuirlo al máximo
  3. Llevar a cabo una escrupulosa higiene dental en casa. Recomendamos el cepillado al menos 3 veces al día durante 3 minutos y el uso de la seda dental y el raspador lingual, al menos una vez al día
  4. Visitar a tu dentista al menos cada 6 meses

Además, ya se ha demostrado que el vapeo no ayuda a dejar de fumar. Así que si lo que quieres es quitarte hábitos dañinos para tu cuerpo tienes que dejar de fumar y/o vapear.

Para cualquier otra duda, quedamos a vuestra disposición.

Politica de privacidad | Uso de cookies | Aviso Legal

Llerandi & Bejar

Abrir chat